Marcelo J. Silvera

Soy un Escritor

Marcelo J. Silvera

Nacido el 30 de julio de 1975 en la Capital Federal. Primera generación argentina de familia uruguaya. Viví y estudié en Capital y Montevideo alternativamente. Periodista, escritor, artista plástico, performancer, gestor cultural, capacitador, pensador. Más de 30 años trabajando en medios de comunicación. Autor del libro “Monitor Interior” editado por Eduvim en octubre de 2009, de distribución nacional. Autor del libro “Actitud Mosca” editado por PrensArte ComunicAcciones Culturales en diciembre de 2015. Actualmente radicado en Villa María, Córdoba (desde 2002). Fuí vicepresidente de la Sociedad Argentina De Escritores local (SADE), miembro activo de la Asociación de Artistas del Interior Argentino (AAIA), y de International MiniArt Exchange; director de PrensArte ComunicAcciones Culturales entidad independiente con la que realizo gestión, organización y difusión de la cultura en general; socio en Shapo Arte Diseñado; miembro de Cadero (Cámara Argentina de Radios Online). Fundador y Director General de NO es una radio. Coach Ontológico por la Universidad Nacional de Córdoba; y soy un amante de la filosofía.

  • Villa María, Córdoba | Argentina
  • +549 3534 24 33 69
  • contacto@marcelojsilvera.com.ar
  • www.marcelojsilvera.com.ar
Yo

Mis competencias profesionales

Todos tenemos ámbitos donde destacamos. Si además sentimos pasión por ello, somos felices y completos.

Comunicación 90%
Capacitaciones 70%
Coaching 95%
Gestión cultural 60%

Capacitaciones laborales

Formaciones, cursos y talleres para empresas y equipos.

Coaching personal

Alcanza tus metas y objetivos. Saca lo mejor de ti. Resuelve situaciones y conflictos.

Comunicación

Interna y externa. Creación de ambientes, métodos y resolución de conflictos comunicativos.

Coaching corporativo

Potencia el grupo. Saca lo mejor de la interacción. Genera compromisos, eficiencia y eficacia.

Auditorías

Analisis y maximización de procesos. Clima interno. Recursos para empresas y organizaciones.

Mentoring

Acompañamiento en procesos y emprendimientos productivos, culturales, artísticos y personales.

0
Proyectos
0
Premios y reconocimientos
0
Seguidores
0
Instagram
  • ¿Comunicas efectivamente?



    Retomamos lo que comenzamos a abordar en el post ¿Desarrollas la inteligencia emocional? Ya hablamos de la autoconciencia; de la comprensión y análisis de emociones; y de regulación de emociones. Hoy abordaremos las habilidades de comunicación verbal y no verbal.
    La  Inteligencia  Emocional  supone  la  habilidad  para  percibir,  evaluar  y  expresar  con precisión  las  emociones,  la  habilidad  para  acceder  y/o  generar  sentimientos  cuando éstos  facilitan  el pensamiento,  la  capacidad  para  comprender  las  emociones  y  el conocimiento emocional y la habilidad para regular las emociones a fin de promover el crecimiento emocional e intelectual. (Mayer y Salovey, 1997, p. 701)
    La  inteligencia  interpersonal  lleva  consigo habilidades  de  comunicación  verbal  y  no  verbal,  que  se  relacionan  con  habilidades  de colaboración,  manejo  de  conflictos,  promoviendo el  espíritu  de  equipo,  respeto  a  los demás y ser respetados.  
    Cuando cuentas con inteligencia emocional sabes expresar tus emociones y sentimientos adecuadamente, así como expresar las necesidades relacionadas con estos sentimientos. Dispones de un vocabulario emocional rico. Además posees habilidades para el lenguaje corporal; sabes comunicarte asertivamente con tu cuerpo y sabes leer lo que otras personas transmiten con su cuerpo.
    La comunicación es algo que aprendemos, no es innato, y por lo tanto podemos mejorar, cambiar, perfeccionar. La comunicación efectiva es una habilidad que se puede desarrollar, potenciando aspectos personales e interpersonales como la inteligencia emocional.
    Una comunicación poco asertiva y confusa puede generar malentendidos y problemas, por lo que es importante conocer las claves que nos ayudarán a comunicarnos en forma efectiva, para ello, el mensaje tiene que contener las 7 C básicas de una presentación en público (se pueden aplicar a las conversaciones individuales):
    •     Claro. Es importante que el mensaje que queremos comunicar sea claro para que nuestra audiencia lo entienda bien, y para eso tenemos que tenerlo claro nosotros mismos. Porque si no estamos seguros, los demás tampoco lo estarán. Así que antes de hablar o escribir hay que decidir qué es exactamente lo que queremos comunicar, cuantos menos puntos mejor.
    •     Conciso. Decir lo que tenemos que decir de la forma más sencilla y corta, no nos vayamos por las ramas. Eliminar frases o palabras innecesarias, ¿para que utilizar dos párrafos si lo podemos decir en tres frases? Procurar, además, que sea fácil de entender. Especialmente si es algo importante, que la gente no tenga que descifrar lo que queremos o leer entre líneas.
    •     Concreto. Ser específico y dar todos los detalles necesarios, ni más ni menos. Que dejemos claro qué tienen que hacer, cuándo, cómo y con quién.
    •     Correcto. Procurar adecuar nuestro estilo de comunicación al oyente, prestar atención a los términos técnicos, comprobar la ortografía y ¡pronunciar bien los nombres!
    •     Coherente. Que lo que digamos tenga su lógica, que todos los puntos que queremos transmitir estén conectados, se sigan de forma natural y sean relevantes para el mensaje.
    •     Completo. Evitar prescindir de todo aquello que sea esencial para que los demás tengan claros todos los puntos importantes.
    •     Cortés. Ser asertivo no significa ser agresivo, es importante que nos comuniquemos con educación y respeto, teniendo siempre en cuenta a la otra persona, especialmente en situaciones delicadas.
    Y vos, ¿Comunicas efectivamente?

    Marcelo J. Silvera


    Print Friendly and PDF


  • ¿Regulas tus emociones?



    Continuamos profundizando lo que comenzamos a abordar en el post ¿Desarrollas la inteligencia emocional? Ya hablamos de la autoconciencia; y de la comprensión y análisis de emociones. Hoy abordaremos la regulación de las emociones.
    Paul Gilbert (2015), afirma que nuestro cerebro contiene, como mínimo, tres tipos principales de sistemas de regulación emocional, cada uno diseñado para hacer cosas distintas. Estos tres sistemas de regulación emocional son: el sistema de amenaza y protección; el sistema de impulso, búsqueda de recursos y excitación;  y el sistema de calma y afiliación, alivio y seguridad. Dicho  de otro modo ¿qué hacemos ante las amenazas? ¿de dónde saca nuestro cuerpo la energía para lograr nuestros objetivos? y ¿por qué en ciertos momentos nos sentimos en calma y bienestar?
    Estos tres sistemas están interconectados y se han configurado  con la evolución de nuestra especie. Esto significa que tenemos una sensibilidad a ciertos estímulos que es un producto de la genética, pero que también se pueden activar, por condicionamiento a otros estímulos, en las primeras etapas de nuestro aprendizaje.
    La regulación de emociones y sentimientos, como lo indica, es la habilidad de intervenir deliberadamente en la aparición o desaparición de estados emocionales, y en las consecuencias de éstos. Esto significa aceptar que los sentimientos y emociones a menudo deben ser regulados. Lo cual incluye: regulación de la impulsividad (ira, violencia, comportamientos de riesgo); tolerancia a la frustración para prevenir estados emocionales negativos (ira, estrés, ansiedad, depresión); perseverar en el logro de los objetivos a pesar de las dificultades; capacidad para diferir recompensas inmediatas a favor de otras más a largo plazo pero de orden superior, etc.

    Y vos, ¿Regulas tus emociones?
    Marcelo J. Silvera


    Print Friendly and PDF


  • Printfriendly

    Con tecnología de Blogger.

    ¿Comunicas efectivamente?

    Retomamos lo que comenzamos a abordar en el post ¿Desarrollas la inteligencia emocional? Ya hablamos de la autoconciencia ; de la comp...

    LOCALIZACIÓN

    Villa María, Córdoba | Argentina

    CORREO ELECTRÓNICO

    contacto@marcelojsilvera.com.ar

    TELÉFONO

    +549 3534 24 33 69